6 respuestas veganas a 6 comentarios típicos

6 respuestas veganas a 6 comentarios típicos

Cuando le cuentas a alguien que eres vegano, el tema no suele pasar desapercibido. A veces, se desarrolla una conversación interesante y constructiva. Otras veces, nos lanzan preguntas y comentarios para ponernos a prueba. El arsenal es bastante limitado y las objeciones se repiten. Al principio, nos pueden pillar por sorpresa, pero a la larga, ya lo vemos venir. Vamos, que no hay excusa para no estar preparad@. ¿Cómo respondes tú a esos comentarios típicos que casi todos los veganos hemos oído? Éste es el tema del episodio que hemos grabado Joan y yo en el Podcast Veganismo. Aquí hay un resumen de las ideas principales, para quienes prefieren leer a escuchar... El mito de la isla desierta El comentario: Si estuvieras en una isla desierta y no hubiera nada para comer salvo una vaca, ¿te la comerías? Mi respuesta: Sí, sin duda. Veganismo se escribe con V de vida, no con B de boberías. Aquí estamos a favor de la vida. ¡De todos! Haría lo que...
Más información
La prueba del especismo

La prueba del especismo

¿Cuál de las siguientes opciones es diferente a las demás? Perro Manzana Vaca Parece una pregunta simple e inocente, ¿no? Me imagino a un niño pequeño que responde inmediatamente: ¡la manzana! Y enseguida un adulto le corrige condescendientemente: “No, hijo mío. El perro es diferente; porque es el único que no nos comemos... Entonces, ¿cuál es la respuesta correcta? Realmente, para la mayoría de la gente, por desgracia, ambas lo son. La cuestión, sin embargo, es otra: casi todo el mundo considera al perro diferente (y a la vaca comestible) porque, de niños, así nos lo han inculcado. Si al niño no se le corrigiera, tendría la posibilidad de desarrollar su propio punto de vista y decidir si quiere que alguien mate a una vaca por él. Es solo uno de los muchísimos y constantes ejemplos de transmisión del especismo. Si fuera al revés, clamarían, escandalizados, “¡adoctrinamiento!” Pero ésta es la norma de la sociedad en la que vivimos. Y con esta doble vara, con esta ceguera...
Más información
En su justa medida, todo es bueno…

En su justa medida, todo es bueno…

Es la típica situación en una cena familiar, o en un encuentro con compañeros del trabajo. Sale el tema de la carne y todos saben que eres vegano. Entonces alguien suelta, con tono conciliador, la famosa frase: “Todo es bueno, en su justa medida”. Últimamente, paralélamente al auge del veganismo, ha crecido la conciencia sobre los perjuicios de la carne, y es cada vez más común escuchar a gente que declara orgullosamente comer muy poca carne. De ahí que la frase anterior, sea muy tentadora para mantener “el buen rollo” y no fastidiar el ambiente. Me pasó a mí hace unos días, en el parvulario donde trabajo, mientras servían pasta con salsa boloñesa a las criaturas. Había varios niños que no querían salsa, y hubo una niña, de familia vegana, mi hija, que pedía más. Empezaron los comentarios, que si la carne esto, la carne aquello.... “Todo es bueno en su justa medida”, sentenció la directora con una sonrisa. Y siguieron unos segundos...
Más información